Fin de semana en tablas

Tanto Atlético como San Martín sumaron puntos de sus correspondientes compromisos: Crucero del Norte y San Jorge, respectivamente. El “santo” igualó 1 a 1 contra los dirigidos de la “Anguila” Marcos Gutíerrez. El “deca” empató contra el equipo misionero por la misma cantidad que lo hizo San Martín.

La plantilla conducida por Juan José López comenzó el encuentro  dominando en todas las zonas de la cancha. Se vió a un equipo fresco, ambicioso y decidido a sacar un buen resultado, pero mostrando la mejor versión posible. De hecho, en los primeros veinte minutos del cotejo hubo dinámica basada en pases sucesivos y aprovechando toda la disponibilidad del campo. Estos fueron elementos suficientes para que San Martín abra el marcador de la mano del “Tanque” Maximiliano Velazco a los 10 del primer tiempo. El equipo sanmartiniano era un señor feudal que le enseñaba a su empleado (San jorge) cómo trabajar la tierra del fútbol y obtener una buena cosecha de goles. El reloj corría y la hinchada únicamente atinaba  a  entusiasmarse y cobrarse factura de los malos partido. Sorpresivamente Carlos Córdoba, de pésimo arbitraje, expulsa a Velazco. La bronca comenzó a ganar terreno en ciudadela. La fanaticada santa no entendía lo que ocurría. De pronto cayó el primer misil del equipo visitante a los 39. Walter Bravo fue el gestor del gol y ponía el partido en el terreno de lo impensado, de lo ilógico (por eso el fútbol es hermoso) y hasta de lo enigmático.

Luego del descanso, el partido mutó totalmente. San Jorge, sin dudas, le había perdido el respeto a los pupilos de “Jota” López.  Ahí cobró notoriedad la figura de Diego Romero cuya aceleración y gambeta producían palpitaciones en los corazones santos. San Martín intentaba llegar, es mas lo hacía pero encontraba oposición por parte de Sebastián Bordón.  El segundo tiempo fue un ida y vuelta constante. Los jugadores del conjunto local parecía una jauría de perros hambrientos que lo único que procuraban era el gol. San Jorge parecía todo lo contrario. Es decir una perrera. Los perros sanmartinianos habían contraído el virus del gol rápido. Esto no pasó y termino por finiquitar un empate indeseado.

Fuente: Buena Onda

Fuente: Buena Onda

En Misiones, Atlético dominó de principio a fin el encuentro. Fue el único equipo que propuso juego, a diferencia de crucero del norte que tiraba pelotazos sin destino. El gol del decano fue convertido por Cristian Menéndez en el amanecer del juego. Los del “Chulo” Rivoira merecieron muchos más. Sin embargo con merecimientos no  se gana un encuentro, eso está más que claro. En el segundo tiempo, Crucero se animó a raíz de que Atlético no generaba juego en el mediocampo con un Gonzalo Ontivero impreciso y poco dúctil. El gol misionero fue convertido por Figueroa a los 33 minutos del segundo tiempo. De ese modo, una fin de semana sin vencedores ni vencidos.

Fuente: Buena Onda

Fuente: Buena Onda

Nota a Juan José López (San Martín)

Nota a Maximiliano Velazco (San Martín)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>