Siria: Siete décadas, entre la descolonización y la resistencia

300px-Mapa_de_SiriaLa historia de Sham, llamada también Gran Siria, Mashrek o “Levante” se construyó entre su casi involuntaria participación en distintos imperios y segmentándose por Sykes-Picot(¹). Su discurrir entre descolonizaciones, su formación entre jóvenes desestabilizaciones, el desafío del tercer mundo, la convivencia entre facciones étnicas y religiosas, el rechazo al sionismo y la pelea por sus fronteras, fortaleció su carácter laico y socialista en la región.

Durante la guerra fría, y en pleno auge del Pan-arabismo protagonizó un fugaz intento de unión con Egipto en torno a la República Árabe Unida, que fracasó al tercer año de establecida.

Con la presencia del estado israelí en la región, la cortina de hierro se hizo más ostensible(²). La Guerra de los seis días, es un hito clave, en el que Israel ocupó (hasta la actualidad), el territorio de los Altos del Golán, los cuales el ejército sirio intenta recuperar en la guerra de Yom Kippur.

La llegada del partido socialista Baaz, cambia el paradigma político en el país e incluso también, los símbolos patrios(³). A pesar de los conflictos armados contra la hermandad musulmana, el régimen logró un importante desarrollo en cuanto a la redistribución de la riqueza y el manejo propio de sus recursos energéticos. La nota distintiva de ésta etapa, fue el sistema de partidos y la hegemonía ejercida por el partido Baaz, que a la muerte del líder Hafez Al Assad, proclama como candidato en nuevas elecciones al hijo del líder y coronel del ejército, el actual presidente, Bashar Al Assad.

A partir de ésta nueva etapa, de la mano de cierta apertura y debate político se descomprime el escenario regional hasta la crisis con el Líbano en 2007(*), año en el que el presidente es re-confirmado con nuevas elecciones, con carácter de referéndum.

El trunco proceso denominado “Primavera árabe”, se desenvolvió en Siria en 2011 de un modo vertiginoso y poco claro. A las revueltas callejeras con actos de violencia desmedida, le siguen actos de represión del ejército y una escalada de enfrentamientos que deviene en una guerra civil entre el ejército nacional y distintas facciones que confluyen en el Ejército Libre Sirio, que recibe apoyo directo del ejército israelí, la oposición siria constituida en Turquía y senadores norteamericanos. A medida que avanza el conflicto, el ejército libre se recicla en distintas facciones radicalizadas como Yabat Al Nusra, que pretenden imponer una guerra sectaria-religiosa.

El punto crítico de esa etapa, se dio en 2012 posterior al uso de armas químicas por parte de las facciones armadas, hecho que se adjudicó al gobierno y que por poco provoca la invasión de los Estados Unidos.

El proceso que siguió, corresponde a la agenda actual. El nuevo reciclaje de las facciones y Al Qaeda que devinieron en ISIS o Daesh, las áreas de control dentro del país, los profundos intereses estratégicos de las potencias, la re-edición de la puja ruso-estadounidense, la destrucción de poblados enteros en Siria e Irak, la intervención norteamericana, francesa y rusa, la crisis de los refugiados, la reactualización del debate sobre la islamofobia, y la no tan novedosa estrategia de contraataque, con los atentados en Francia, Líbano, Turquía, Bélgica, entre otros y la probabilidad de repetición: El hipotético escenario ante un ataque directo a los aliados norteamericanos, como Arabia Saudí (**).

En éste contexto, la población siria resiste una ocupación terrorista, muy distinta a una guerra civil y muy difícil de repeler. Cabe preguntarse: ¿Los liderazgos actuales brindarán espacio a la negociación para salir de ésta tragedia humanitaria? A setenta años de su independencia, ¿podrá ser posible que las nuevas generaciones de sirios, puedan conocer la libertad y la democracia como formas de vida?.

(¹) – Los acuerdos secretos de Sykes Picot, entre Francia y Gran Bretaña de 1916, dividieron la región en áreas de influencia: La zona francesa -controlando los actuales territorios de Siria, Líbano, norte de Irak, y dos provincias en disputa entre Siria y Turquía- y la zona Británica que controlaba el Sur de Irak, Jordania y Palestina
(²) – La “Cortina de hierro” es una expresión que utilizó el primer ministro británico Winston Churchill sobre Europa, para enfatizar la división de áreas de influencia entre EEUU y la URSS.
(³) – La actual bandera siria se impuso en 1980, motivo por el cual la oposición en el exterior de siria se identifica con la bandera anterior, que se utilizó durante el mandato francés desde 1932.
(*) El asesinato del ex primer ministro libanés Rafik Hariri, genera presión internacional para que Siria retire sus tropas del Líbano.
(**) Hace referencia a la repetición del caso Al Qaeda, al tornarse en contra de la entidad que lo creó.


Por Ismael Iván Elías Adriss
Colaborador de la Red Federal de Historia de las Relaciones Internacionales
Departamento de Historia
Instituto de Relaciones Internacionales – U.N.L.P. – 2016

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>